BMW M8 GRAN COUPE: FUTURO PRÓXIMO

Los Concepts, de los más esperados en Ginebra

En Ginebra, como pasa en cada edición de esta prestigiosa muestra automovilística, una de las cosas que todo el mundo espera y disfruta más, son las expresiones de futuro que las marcas lucen en sus estands, básicamente por aquello de que nos permite anticipar aquello que vendrá en un futuro, a veces lejano, y a veces, como en este caso, no tanto lejano.

Dicho esto, os mostraremos uno de estos ejercicios de futuro, ya muy cercano,  y que realmente te deja boquiabierto como a un niño pequeño delante de una tienda de juguetes.

Hablamos del prototipo de la M8 Gran Coupe de BMW que la marca presento en el pasado Geneva Motorshow

De momento sólo es esto, un ejercicio de diseño, pero lo cierto es que según los bávaros, no dista nada de lo que quieren proyectar definitivamente. Y es que este flamante M8 conceptual muestra cómo será no solamente este modelo, es también un ejemplo del rumbo que BMW seguirá a la hora de definir las pautas del diseño de los futuros BMW y más específicamente de las líneas de la próxima Serie 8.

Un secreto a voces

Cuando en el título hemos especificado “muy próximo”, es porque la futura Serie 8 en conjunto, y su variante más deportiva en concreto, llegarán a lo largo de 2019.

Imaginamos que es por esto que desde BMW no han tenido ningún inconveniente en desvelar tan claramente el qué y el cómo de esta nueva serie de la gama mas alta.

Siendo la serie más alta del catálogo, la Serie 8 se convertirá en el nuevo emblema de BMW y por lo tanto disfrutará de un despliegue tecnológico y mecánico único sin precedentes.

Dicho todo esto, vamos a verlo más al detalle. Estéticamente esta gran berlina deportiva muestra inequívocamente el ADN más deportivo de BMW, gracias en parte a elementos ya clásicos de la marca desde siempre. En este sentido, destacan la calandra con forma de doble riñón o los grupos posteriores en forma de escuadra.

Otros elementos que descubren el temperamento deportivo del M8 los encontramos en el frontal, con un diseño afilado y extremadamente agresivo, también en las nervaduras frontales, en los grandes spoilers, en el difusor posterior, en el techo reforzado con fibra de carbono y en la característica doble salida de los escapes que encontramos en todos el “M”.

BMW ha mantenido de momento en secreto el motor y el sistema de tracción con el que dotarán al futuro M8 Gran Coupe, pero a menos que desarrollen algo nuevo, que no tendría demasiada razón de ser, lo más seguro es que lo equipen con uno de los grandes bloques ya conocidos, como mucho optimizados para la ocasión, pero nada más allá.

Posiblemente equipará el motor 4.0 de gasolina de ocho cilindros en V, derivado del M8 GTE. Este propulsor tendría una potencia de entre 500 y 600 CV.

Respecto a la tracción, es más complicado avanzar nada con seguridad, puesto que tanto la tracción integral como una posterior tienen sus pros y sus contras, según se mire y según a quién le preguntes!

Lo mismo pasa con los interiores, que todavía están por definir, a pesar de que ya hay alguna configuración en la mesa de diseño, tal y como podéis ver en la última foto de este artículo. ¿Brutal verdad?

En todo caso, tampoco habrá que esperar demasiado para saber todo esto con algo mas de precisión y exactitud, pues la nueva Serie 8 y con ella el espectacular M8 Grand Coupe ya están, como quien dice, a punto de entrar al horno.

Fotos: press.bmwgroup