,

CARDELÚS SE ESTRENA PROBANDO UNA AUTÉNTICA MOTO DE MOTOGP

40 vueltas con la Ducati del Reale Avintia Racing

Xavi Cardelús continúa protagonizando momentos históricos. Ayer, lunes 7 de mayo, aún en el entorno del circuito jerezano donde disputó el primer Gran Premio de su carrera deportiva, se puso a los mandos de una moto de MotoGP, siendo así  el primer piloto andorrano en hacerlo.

Este estreno fue posible dado que fue la jornada marcada por los equipos de cara a poder hacer los tests que los pilotos de MotoGP habían programado. 

Así pues, Cardelús tuvo la oportunidad de pilotar la Ducati del equipo Reale Avintia Racing y de hacerlo compartiendo pista con los pilotos del Campeonato del Mundo de MotoGP.

Siendo la primera vez, la progresión fue buena

En total, el piloto andorrano pudo cubrir 40 vueltas al circuito  y a pesar de que –cómo es lógico- sus registros no estuvieron cercanos a los de los pilotos de la categoría reina, su progresión sí que fue  interesante.

“Fue genial y muy emocionante poder pilotar una moto de MotoGP por primera vez gracias al equipo Reale Avintia Racing y a su propietario Raul Romero, que me dieron esta oportunidad. Coincidir en pista con los pilotos del Campeonato del Mundo de MotoGP fue impresionante y lo disfruté mucho. Los últimos días, mi carrera deportiva ha hecho un salto cualitativo muy importante. Primero con el estreno en el Campeonato del Mundo de Moto2 y después probando la Ducati de MotoGP rodando con los mejores pilotos del mundo”.

Respecto del pilotaje de la Ducati Cardelús comentaba: 

“Es muy diferente a una moto de Moto2: Pude experimentar las gran diferencias que hay entre las dos categorías. El peso, la fuerza del motor, la electrónica y el comportamiento general de la moto son muy diferentes y mucho más exigentes con el pilotaje. Fue una gran experiencia que espero repetir en un futuro ya como piloto de MotoGP”.

 

Fotos: cardelus racing team