,

LOTUS EVIJA: 2000 CV DE PROPULSIÓN ELÉCTRICA

Hoy por hoy, en lo que a volumen se refiere los súperdeportivos ni tan solo representan un porcentatge que pueda reflejarse significativamente en un gráfico si los comparamos con cualquier otro segmento de automóviles.

Y si lo acabamos de limitar a aquellos que incorporan tecnologías de propulsión eléctrica, el volumen total resultará ya casi anecdótico.

Aun así, estos coches reservados a los más VIP de los VIP conforman un pilar fundamental en la industria más elitista del automóvil. Y es que tanto el prestigio, como el posicionamiento que puede experimentar una marca cuando la acierta de pleno, influirá radicalmente en todo, empezando por la cuenta de resultados.

Sorpresa inesperada

Aunque con poco acierto, Lotus es uno de estos fabricantes. Lleva años sin contar con una gama de modelos demasiado coherente, comercial, equilibrada…decidle como queráis. Menos aún si hablamos de alguna opción que dilucidase soluciones interesantes en lo que a movilidad eléctrica se refiere.

Pues bien. En poco más de un año, si todo sigue su curso tal y como tienen previsto, llegará el Lotus Evija, un deportivo brutal con 2.000 CV de potencia eléctrica que zarandeará el mercado 360º

Influencia china?

La compra de Lotus por parte del Grup chino Geely comienza a dar resultados en muchos frentes.

Uno de estos es el desdoblamiento tecnológico que la marca está experimentando desde que el gigante chino tomó el control. Y es que números de negocio a parte, las nuevas tecnologías se abren paso a lo grande y en este caso lo han hecho en forma de un superdeportivo eléctrico brutal, el Lotus Evija

Objetivo? el más rápido

Con un aspecto verdaderamente a la altura, el Evija llega para estar entre los súper coches más rápidos del mundo.

Su escultural carrocería desborda aerodinámica, diseño y deportividad por los cuatro costados.

Interior a la altura

Su interior, minimalista por cuestiones de peso, está diseñado para dos personas y aunque el minimalismo sea parte de su conceptualidad, tiene todo lo que un coche así debe tener. Lógicamente, la fibra de carbono, el aluminio y la alcántara són, por ley, los materiales principales con los que se ha construido toda la cabina.

Como decíamos, el minimalismo no riñe con elementos de primer orden, obligados hoy en día, como son los displays digitales o las superficies con respuesta háptica, una solución que comienza a ponerse de moda en la industria automovilística.

Experiencia táctil

Por si no estáis al corriente, las tecnologías basadas en respuesta háptica mejoran la experiencia de usuario estimulando sobretodo el sentido del tacto gracias a técnicas de respuesta mucho más reales. Permite experimentar un amplio abanico de sensaciones y texturas inexistentes, como por ejemplo la rugosidad de la grava o el tacto aterciopelado de la lana.

2.000 caballos

Ya a nivel mecánico destacar que gracias a los cuatro motores y a su batería de gran capacidad, el Lotus Evija se distancia soberanamente de sus rivales con holgura. Y es que gracias a este conjunto mecánico es capaz de producir esos 2.000 CV de potencia.

Con semejante cifra, el Evija de Lotus se convertirá en el coche de calle más potente de la historia. Una jugada maestra impresionante para una marca como Lotus

Con esos 2.000 cv, para subir de 0 a 100 km/h necesitará menos de 3 segundos y para los 300 menos a de 9

Rápido en asfalto y en la red

Si a esto sumamos que gracias a la toma CCS-Comb, tambien lo podremos recargar casí a la misma velocidad con que rueda, la apuesta es muy segura, tanto como el éxito que cosechará.

La autonomía, el tercer aspecto que rige a la hora de baticinar el éxito de un eléctrico, deportivo o utilitario, tampoco está nada mal dadas las prestaciones. Según Lotus, el Evija tiene una autonomía estimada de unos 400 kilómetros. Lo que no sabemos es a que nivel de potencia hay que ir para registrar esos 400 km.  Rodando a todo lo que den los 2 mil corceles seguro que la cosa cambiará radicalmente. En todo caso aún no ha trascendido esa información.

130 unidades

Finalmente decir que de esta maravilla de la tecnología de Lotus habrá una producción limitada de 130 unidades.

Por último os diremos a cuánto sube la dolorosa. Alimentar a estos 2 mil caballos no bajará de los 2 millones de euros al cambio (1,7 millones de libras esterlinas) Dependerà del precio al cambio de la moneda británica para saber en cuanto quedará al final.

A pesar que las cosas no están muy finas por allá, el margen no variará “demasiado”. Como mucho 100 mil euros arriba, 100 mil abajo, poca cosa!

Fotos: Lotuscars