,

MARGOT LLOBERA SIGUE A TOPE EN LA 4ª ETAPA DEL MERZOUGA

ETAPA 4: MARATÓN 2- BIVOUAC MARATÓN – ERFOUD

Con la 4 etapa de jueves, finalizaba la segunda parte de la etapa maratón empezada miércoles. Si entonces -al margen del contratiempo con el rutómetro-  Margot Llobera pilotó cómoda y bien, en esta segunda parte todavía se ha sentido mejor, a pesar de las dificultades.

“Hemos superado la etapa maratón y estoy muy contenta. Eran dos dí­as muy difícil­ciles, pero he podido con ellos sin muchas dificultades”

Kico Moncada – Kfoto

Tempestad de arena

Después de una noche en el desierto en la que una espectacular tormenta de arena fue la gran protagonista, de buena mañana tocaba afrontar la segunda parte de la maratón.

Una vez más, la actuación de la piloto ha sido muy buena.

«He salido tranquila y he rodado sola casi toda la especial. Me ha gustado porque el recorrido tení­a muchí­simas dunas y he ido muy cómoda y con mucha confianza. Ha sido todo un master en arena. Es impresionante el gas que hay que dar para subir, pero también para bajar» – sentenciaba contenta una vez acabada la etapa

Cansada pero imparable

Era una etapa con más de 200 kilómetros de especial. Cansada por haber dormido poco a causa de la tormenta, fue un dí­a complicado. Pero aún así­, una vez más supo rehacerse de las adversidades que encontró, llegando a meta sin más problemas.

«En esta segunda parte de la maratón he cometido pequeños errores. Después de hoy, las jornadas que hemos disputado anteriormente me parecen fáciles. Pero bueno, espero seguir con esta racha hasta el final»

«La nota negativa la he tenido en el kilómetro 20. En una cai­da he roto la araña de navegación . Ha sido un contratiempo serio porque me resultaba imposible ver el roadbook, que literalmente iba colgando de la moto. Al final he parado y he conseguido repararlo con toneladas de cinta americana y con la ayuda de un grupo de aficionados»

A sólo 1 etapa

Ya sólo queda una etapa para acabar el rally Margot. Así­ que Ánimos! Que todo siga como hasta ahora.

Te esperamos todos  -virtualmente-  al otro lado de la li­nea de meta.

GASSSS