, ,

VOLKSWAGEN e-GOLF: PRUEBA A FONDO

VW e-Golf 35,8 kWh
VW e-Golf 35,8 kWh

Lo bueno es que es un Golf eso gusta siempre

Empezaremos este reportaje con la conclusión a la qué hemos llegado después de haber conducido al largo 4 días un Volkswagen e-Golf, la versión eléctrica de la gama Golf. Y es que después de haber rodado por ciudad, carretera, autovía, tramos urbanos cortos, largos, en recorridos extraurbanos, en subidas y bajadas, pero también en largos desplazamientos, la conclusión está muy clara:  Podemos considerar la e-Golf un coche para hacerlo “casi” todo!

Es un coche que podría sustituir al de motor de combustión que tenemos todos. Ya no es solamente una alternativa como segundo coche. Aunque también es cierto que tendremos que tener algunas cositas en cuenta.

Decir que a priori, a final de año llegará una nueva entrega y este equipará una batería de unos 48 kWh que garantizará, sin tener que sufrir nada, una autonomía real de unos 350 km (420km ciclo NEDC). Este, de llegar, será ya perfectamente apto para poder viajar sin preocuparse de nada.

VW e-Golf 35,8 kWh-1

A TENER EN CUENTA

Lo primero a tener en cuenta es que el cambio es bastante radical. Implica sí o sí un aprendizaje, así como un cambio de mentalidad y de costumbres. Además, a todo esto hay que sumar otro tema, el precio! Y es que sin las ayudas del Pla Engega, los coches eléctricos todavía cuestan bastante en comparación a los de gasolina o diesel.

Hablando de precios, os damos la primera buena noticia de este modelo de VW: El e-Golf no llega a los 25 mil euros con las ayudas del Pla Engega. Dirigíos a Seuwagen para saber más!

Otra cosa muy interesante de este modelo, es que es un Golf y esto a todos nos gusta. Además, llega con unos acabados de mucha calidad, está súper equipado y viene repleto de sistemas interesantes.

AUTONOMÍA

El e-Golf garantiza autonomía de sobra para cubrir los desplazamientos habituales de cualquier familia en su día a día. Incluso lo hace si añadimos unos cuántos tramos extraurbanos de los típicos en Andorra: subir a las parroquias altas, bajar a la Seu… ningún problema! Podríamos hacerlo unos días seguidos sin recargar.

El e-Golf está alimentado por una batería de 35,8 kWh y publica una autonomía de hasta 300 kilómetros (según el ciclo NEDC), lo cual no significa que sean 300 reales.

Su autonomía real es de unos 180 a 260 km según hemos comprobado.

De la misma forma que os decimos que es un coche ideal para usarlo cada día como coche “de cercanías” (una buena forma de describirlo), también es válido para viajar a más distancia.

Lo único es que habrá que hacer es programar bien las cosas y asegurar otras: puntos de recarga, tiempos que habrá que perder para recargar…

Para vuestra tranquilidad, el e-Golf muestra en todo momento tanto la autonomía restante en tiempo real, como el punto más lejano al que podríamos llegar tal y cómo estamos conduciendo.

Eso sí, cuando el coche te dice que te quedan 150 kilómetros de autonomía, no te está indicando que sean 150 km en todos los casos. Se refiere a 150 según hemos circulado la última vez. Por lo tanto, si cambiamos el perfil de conducción, por ejemplo, pasando de ciudad a carretera, esta cifra puede cambiar mucho.

Ojo con esto!

COSAS QUE NADIE DICE

Cuando vas a recargar las baterías, si están calientes, la recarga necesitará entre un 30 y un 40% más del tiempo anunciado, puesto que no es igual de efectiva si las baterías están frías o calientes! Por lo tanto, si se dice que la carga durará 40 minutos, en realidad pueden llegar a ser unos 60 por esa causa.

Tampoco se informa demasiado que los puntos de recarga de la calle no están abiertos a todo el mundo. Ni pagando!

Y es que no están disponibles sin tener contrato. Tal como está montado el tema, hay que solicitar con antelación las tarjetas de la compañía gestora, normalmente en los ayuntamientos, pues no las dan al momento.

Afortunadamente hay la alternativa de los puntos de libre acceso que hay en centros comerciales, hoteles, estaciones de servicio (algunas) concesionarios….

ANDORRA–TERRASSA PONS-ANDORRA

Empezamos el primer test el jueves día 7. Tocaba la prueba de fuego. Bajar a Terrassa, después en Sabadell y finalmente volver a Andorra.

El e-Golf era una unidad cedida por Seuwagen, centro multimarca especializado, entre otras marcas, en Volkswagen.

Salimos desde las instalaciones que tienen en Isla Carlemany a las 10.30 de la mañana, después de programar el viaje en el sistema del coche: carreteras de ida y vuelta, destinos exactos, ubicación de puntos de recarga disponibles…

El plan era bajar vía Cadí y subir por Pons. Así haríamos un poco de todo.

Imagen del tablero digital y de la gran pantalla central

SENSACIONES DE GTI

El empujón con que acelera cuando pisas el pedal del e-Golf es importante. Y es que tal como dice su ficha, sube hasta los 150 km por hora. Tarda poco más de 9 segundos para subir de 0 a 100 y lo hace con sensaciones rollo GTI, dado que entrega toda la potencia de golpe (equivale a un 136 CV).

Una vez conseguidos los 150, de hecho los pasamos, dejamos de insistir para volver a situarnos en el límite legal de circulación.

De no hacerlo, multas aparte, la batería consumiría lo que no está escrito, y no queríamos llevarnos ningún susto (primera observación: el indicador de consumo se disparó de lo lindo)

De hecho, esta observación es válida con la mayoría de modelos eléctricos.

Si no superáis los 100 km/h, la diferencia en términos de consumo es brutal

OJO CON El ACELERADOR

El tema de la velocidad, lo volvimos a comprobar por la autovía que hay a unos kilómetros de Manresa. Sin casi pensar íbamos a 120, 130 y cuando nos fijamos, la autonomía había bajado drásticamente, de forma que bajamos el ritmo conectando el modo ECO+. Esta opción limita la velocidad a 95 km/h para garantizar la máxima autonomía. También activamos al máximo la recuperación de energía.

Al hacerlo, enseguida vimos que por debajo de los 100 es cuando el coche es más prestacional en temas de consumo. Así pues, esta parte final del viaje la hicimos así.

Y es que hasta muy pasada Berga, con las curvas y las bajadas, a pesar de que el ritmo de viaje fue muy rápido, la batería había consumido relativamente poco, gracias a la regeneración de energía por las frenadas y las desaceleraciones.

Pero una vez en la autovía, al no frenar ni levantar tanto el pie del acelerador, el consumo se disparó rápidamente.

VW e-Golf 2018 35,8 kWh

Desde ‘MODE’ se accede a los 3 niveles de recuperación

NORMAL / ECO / ECO+

Puesto que hemos mencionado el ECO+ os lo explicaremos.

El e-Golf ofrece tres opciones diferentes de rendimiento de batería: «Normal», donde el sistema no obliga a nada y por lo tanto registra un consumo estándar.

«ECO», donde el sistema reduce algunas funciones del coche y la velocidad a 110.

«ECO+», que limita la velocidad a 95 km/h y se desactiva sistemas como el aire acondicionado.

Llegados a la altura de Terrassa nos dirigimos a Viladecavalls, a la empresa Circontrol, la primera parada del viaje. Allá nos esperaba Ferran Menescal, responsable del área de desarrollo de este centro dedicado a soluciones de movilidad.

En Circontrol nos esperaba Ferran Menescal

CARGA ULTRA RÁPIDA

Como el VW e-Golf viene equipado de serie con el enchufe de recarga ultra rápida (50kW), aprovechamos para enchufarlo a una torre que nos ofrecieron en Circontrol, puesto que con este tipo de cargador, el tiempo para lograr el 100% es de unos 40 minutos. Pero dado que las baterías estaban muy calientes por el viaje, el tiempo real para llegar al 100% sería de unos 60 minutos muy buenos. En todo caso, como teníamos que conocer las instalaciones  y su amplia gama de productos, ya era eso.

Como decíamos, uno de sus departamentos más potentes es el de desarrollo de sistemas de recarga para vehículos eléctricos, tanto a nivel doméstico como público. Todo un mundo!

En los treinta y pocos minutos que duró la visita, la batería pasó del 21% con que llegamos al 78%.

Acabada la visita salimos hacia Sabadell. Allá, acabaríamos de cargar el coche mientras hacíamos las gestiones.

Imagen del enchufe de Tipo2 o Mennekes, en Sabadell

MENNEKES Y SCHUKO

En Sabadell, el cargador era de Tipo2, es decir, de media velocidad (Mennekes).

Tarda unas 4.30h para lograr el 80% y unas 7 para llegar al 100%. Cómo estábamos a un 70%, pensamos con poco rato enchufados ya estaríamos de nuevo al 100%.

Tuvimos que usar uno de los cables del coche.

El e-Golf viene con dos: el «Mennekes» y el convencional de tipo «Schuko», que funciona con un enchufe de toda la vida.

Entre trabajo y comida, tardamos unas dos horas y media antes de volver. La batería en este tiempo subió del 70 hasta el 93%. Lo guardamos todo y hacia Andorra.

Así pues cogimos la AP7 para enlazar más tarde a la A2 y hacia Pons, que era la ruta de vuelta prevista.

Volvimos de un tirón. Los registros fueron bastante más altos que de ida, puesto que el hecho de que el retorno sea de subida se nota y mucho.

Aún y así, llegamos a Andorra en 3 horas 35 minutos. Eso sí, sólo nos quedó un justito 12% de batería cuando entrábamos en el aparcamiento de Isla Carlemany.

Definitivamente es mejor optar por la ruta vía Cadí. Tanto por el ahorro de batería como por puntos de recarga disponibles por el camino.

Sea como fuere, prueba superada. Por poco, pero superada!

Es cierto que los últimos kilómetros tienes que ir a muy poca velocidad y no llegas sobrado, pero bien, ya es un gran paso poder completar el viaje.

Como coche para el día a día, y salidas de proximidad, el e-Golf es ideal

ANDORRA A FONDO!

Como que viernes casi que no hicimos nada, pasaremos a la prueba de sábado, cuando volvimos a hacer rodar intensamente con el e-Golfo durante todo el día.

Con el coche bien cargado, nos dedicamos a hacer pruebas urbanas y extra urbanas de proximidad todo el día.

Aparte de ir por el centro, bajamos a la Seeu dos veces, donde nos desplazamos por el centro. También fuimos hasta Bellestar, Aravell, arriba del Puerto de Cantó y de nuevo al centro de la Seu.

Mencionar que bajando el Puerto de Cantó, con la recuperación de energía activada en la posición más alta, recuperamos casi toda la batería consumida de subida e incluso más. Es una pasada como funciona este sistema!

Al acabar, ya en Andorra, acumulábamos un total de 128 km en total y la batería estaba al 59%, así que por una vez, no lo dejamos cargando aquella noche.

VW e-Golf 35,8 kWh-3

La posició 3 de retenció motor, és la que més energía permette recuperar

LA RETENCIÓN DE MOTOR

Para poder cumplir con estas cifras, es determinante el uso de la retención del motor, pues tiene un efecto brutal en la autonomía si lo usas como es debido.

Es gracias a este sistema que el rendimiento de los eléctricos es mejor por ciudad que por carretera.

Cada vez que se levanta el pie del acelerador, la media del consumo mejora. Solamente en las bajadas, y de bajadas en Andorra hay muchas, la recuperación de energía es muy alta.

De hecho es incluso divertido ir cogiéndole el punto. Al final, usando la palanca de cambio como una reductora de marchas, casi se frena del todo con la propia retención del motor, de forma que frenas solamente con el freno en los últimos metros.

Estos niveles de retención son configurables, desde el más fuerte (3) hasta el que solamente aplica una pequeña fuerza (1). Además, cada vez que levantas el pie del acelerador se encienden las luces de freno para indicarlo al coche de detrás.

CONSUMOS EN CIFRAS

Resumido en cifras: cuando bajamos a Barcelona a una media de 100 km/h, ni en broma pudimos registrar la media de 12,7 kWh/100 km que certifica la marca. Estuvimos entre los 18 y los 20 kWh/100 km, con lo que difícilmente podríamos hacer más de 185 kilómetros en total. Afortunadamente es suficiente para llegar en Barcelona, justo pero suficiente.

En cambio, el día en qué combinamos ciudad con salidas por el Alt Urgell, el consumo osciló entre los 11,7 y los 12,9 kWh cada 100 kilómetros. Es decir, podríamos cubrir sobradamente más de 220 km de una manchada.

Por lo tanto, es en ciudad y por cercanías donde mejor va el e-Golf. Estamos seguros que sólo yendo por ciudad la autonomía puede llegar muy cerca de los 300 km.

Si a esto le sumamos el hecho que durante la noche el coche quedará normalmente siempre cargándose, la cosa está muy clara:

“El e-Golf es un coche ideal para usarlo a diario y esto incluye, en el caso de Andorra, poder hacer trayectos extra urbanos por exigentes que sean”

Con el control adaptativo de crucero solo has de ocuparte del volante

SISTEMAS INTERESANTES

Domingo, rollo “*domingueo”. Aparte de subir a Arinsal a comer, poco más hicimos. Eso sí, aprovechamos para probar bien todos los sistemas de asistencia, como el control adaptativo de crucero, un sistema que nos encantó y que ya probamos subiendo hacia la aduana el sábado.

Con este sistema el coche sigue al de delante, solito.  Acelera, frena, parando del todo si hace falta, y circula sin pasarse de la velocidad máxima programada. Muy relajante y muy útil en colas o con tráfico denso!

CONECTIVIDAD

El e-Golf también incluye de serie el sistema Car-Net, ya conocido en otros modelos de la marca. El Car-Net permite, entre otras cosas, consultar desde la App de VW, cuál es el estado del vehículo, localizar puntos de recarga o manipular algunas funciones a distancia.

El sistema es compatible con Android Auto y con el Apple Car Play.

+ EQUIPAMIENTO

Acabadas las pruebas, acabaremos haciendo un repaso en el equipamiento, que es muy completo, atractivo y muy visual. De hecho, es espectacular por sus pantallas, sistemas remotos de control, de programación y de acceso.

El e-Golf comparte las mismas tecnologías de navegación que otros modelos.

Incorpora el sistema «Discover Pro» encabezado por una pantalla táctil de 9,2 pulgadas. Es muy grande y muy clara. Indica toda la información lúdica y técnica del coche.

Esta pantalla táctil central estrena la función de control gestual. Por ejemplo: podemos cambiar la emisora de radio pasando la mano por ante el navegador. Esta función está disponible en diferentes apartados de la interfaz, en los ajustes, la radio o la reproducción de música entre otras.

Detrás del volante, tenemos la otra pantalla, que es el cuadro de instrumentos.

Es cien por cien digital y se puede personalizar para que nos muestre aquello que preferimos, como por ejemplo el navegador.

También es multifuncional y te indica igualmente toda la información que quieras ver, como por ejemplo los datos de recuperación de energía en tiempo real, el consumo, la autonomía, el kilometrage previsto…. Es totalmente personalizable desde los botones del volante.

Los acabados y la dotación de serie son de primera!

Todo está muy accesible y los asientos son muy confortables en todas las plazas. En realidad, los acabados, los materiales y la dotación de serie es de primer orden. De hecho hay pocas cosas a añadir como extras. En este sentido, un 10 sobre 10.

Por último destacar la capacidad del maletero, que no se ve afectada por el alojamiento de las baterías, siendo igual de ámplio que en cualquiera otro Golf.

Antes de entregar el coche en Illa Carlemany, dando por acabado el test, aprovechamos para recargarlo en la calle Unió, donde hay la opción de carga ultra rápida (como  en Circontrol). El coche, con 159 km hechos en dos días estaba todavía a un 42%.

No había pasado una hora que ya estaba cargado al 100%. Estos cargadores son una auténtica pasada!

Y esto es todo! Quizás hay que mejorar todavía la autonomía, pero sinceramente, el e-Golf es ya una gran alternativa.

Lo que más nos ha gustado? Pues tal y cómo decíamos al principio, que es un Golf!